Fotos Scroll

martes, 16 de septiembre de 2014

CALA REONA

     Había quedado con la familia en el Cabo de Palos, para pasar unos cuantos días juntos, y como yo iba con la furgo, decidí llegar unos días antes que ellos, para ver como estaba el patio y el recreo.
     Después de tragarme un montón de kms. a media tarde llegué a Cala Reona, lugar que previamente había localizado y que sería mi lugar de acampada, pero pensando que sería un lugar tranquilo, nada mas lejos de la realidad. Era media tarde del viernes y el chiringuito retumbaba con su tunda tunda, parecido al de las playas Ibicencas, y me decepcionó un poco, pero antes de aparcar estuve preguntando si se podía pernoctar por allí sin problemas, y uno de los trabajadores de la discoteca me dijo que no había problema alguno, que de hecho, podía aparcar al fondo del mismo parking de la discoteca, donde estaría mas tranquilo, o en la misma playa, a unos 25 mts del mar, y que allí tampoco tendría problemas, aunque en el momento en que llegué, estaba llena de bañistas y gente en el chiringuito tomando copas.
El chiringuito de la playa y el de la discoteca son del mismo dueño, pero el de la playa es algo mas barato y no entiendo por qué. El caso es que el parking de la playa estaba a tope de gente, así que poco a poco fui buscando un sitio donde aparcar la furgo y no tener que moverla. Acababa de aparcar y un chaval se acercó y empezó a hablarme sobre la bici que yo llevaba detrás de la furgo, Me dijo que las había visto en Australia, pero que nunca las había probado. Le hice algunas preguntas sobre el lugar, y me dijo que a él le gustaba y que no tendría problemas para pernoctar. De hecho, varias veces vi como pasaba la policía por la playa, pero ninguno de los días que estuve aparcado, me dijeron nada. Si que les oí explicar, que aunque había coches aparcados en la misma playa, todos estaban detrás del bloque que indicaba hasta donde llegaba los límites de la costa, y que detrás de ese pilón se podía aparcar sin problemas. Yo no lo hice en la playa porque vi bastante arena, y no quería quedarme atascando, así que sobre la misma playa y a unos 3 mts. de altura había un montículo plano donde estaban la mayoría de coches aparcados y yo aparqué alli también. Duchas no hay, pero hay algunos pequeños grifos donde te puedes lavar los pies. Hubiese estado genial que hubiese habido duchas, pero no se puede tener todo. En la discoteca podía ir al WC y por las mañanas también iba a desayunar, lo cual me costaba unos 3 €, pero no tener que hacer ni siquiera el desayuno valía la pena. Además podías comer allí mismo también, por unos 25 €, aquella noche fui a cenar una corvina y una ensalada de tomate con atún, de la que aún estoy chupándome los dedos. Una vez aparcado, decidí tomar un baño, y para mi sorpresa, el agua estaba templada, lo que invitaba a no salir. Estuve un rato bañándome y mirando de reojo la furgo, por si alguien se acercaba, pero por lo que me dijeron, allí no solía haber robos ni problemas, asi que me bañé durante un rato y tempranito me fui a cenar. Después volví a la furgo, preparé un poco la cama y estrené mi nueva TV. Estuve viendo un par de capítulos de Juego de tronos, pero con la tele a todo volumen no se oía bien, además, y como tenía la puerta de la furgo abierta, me llegaba la música de la discoteca, que se escuchaba a tope, y que como era viernes, duró toda la noche. Al final tuve que cerrar la puerta a pesar de quedarme sin la brisa marina, pero es que la humedad era bastante alta. La noche fue un poco calurosa y a ratos, oía a los que habían tomado alguna copa de mas alrededor de la furgo, armando follón, pero no pasó nada. Abajo, en la playa, había un par de A/C y se ve que entretuvieron con ellos mas que conmigo, y hubo un momento en que creí que se iba a liar, pero al final los borrachos solo parecía que habían tomado alguna copa de mas, y como suele pasar, pues un poquito de descontrol. No sé a que hora decidieron irse, pero al final un amigo, el chofer, los convenció para que subieran al coche y consiguió llevárselos con rumbo desconocido.
     A la mañana siguiente no sabía que hacer, pues ya desde muy temprano empezaron a llegar coches a la playa, unos a pescar, otros a correr por las montañas de los alrededores, si, por las montañas y caminos vertiginosos que rodean la cala. Quizás tenía que haber elegido dormir en el parking de la discoteca, pues seguro que habría estado mas tranquilo. Pero bueno, tampoco era nada importante. No recuerdo que hice en toda la mañana, pero al mediodia me vi subiendo la montaña que rodea la cala, y poco a poco fui avanzando por un estrecho camino que rodea la montaña y que lleva hasta la Cala Calblanque. Todo el mundo con los que me cruzaban solían saludarme, y se agradece, pues a veces te sientes tan solo cuando viajas solo, que un simple "Buenos días" se agradece enormemente. De vez en cuando alguien se paraba a hablar y yo procuraba conseguir información de la zona, como playas bonitas y lugares a visitar. Casi una hora después de empezar a caminar, llegué a Cala Calblanque y fui directo a una playa nudista, donde solo había 4 o 5 personas, aqui me da la impresión que la gente es algo conservadora, pero no tiene importancia, yo me quité el pantalón con el que había hecho el camino, y me lancé sobre una pequeña hola que me refresco de arriba a abajo en un instante.
El agua estaba estupenda, tanto que no tenía ganas de salir, pero el simple hecho de pensar que tenía que volver otra vez hasta Cala Reona, me hacía dar la vuelta y lanzarme de nuevo bajo unas aguas limpias, y una arena suave, que hacen de este pequeño rincón, un sitio ideal, me gustan las playas de arenas limpias y aguas transparentes. Como no llevaba toalla, me sequé al sol, y a eso de las 4 retomé el camino de vuelta. No se hizo duro, al menos no tanto como pensaba, y en un ratito y tras haber tomado algunas fotos por el camino, ya estaba de vuelta en la furgo, aunque antes fui directo al chiringuito, donde tomé 2 o 3 Kaipiriñas, que maravilla, me sentía despejado y con algo de hambre. Preparé un bocadillo de beicon con queso y a hechar una buena siesta.
     Como era sábado, la noche se pareció a la noche anterior, ruido de coches que llegan y se van, y murmullos de gente a lo lejos, todo esto remojado con el tunda-tunda de la discoteca que no dejaba de sonar. Otra noche en la que pasé un poco de calor, y en la que me desperté varias voces por la dichosa musiquita, pero ya había cambiado la furgo de sitio una vez y esta vez la discoteca no iba a poder conmigo.





     Al cabo de unos días llegó la familia, pero antes tuve que ir yo a buscar las llaves del apartamento, y yo creo que la tía de la inmobiliaria me hizo esperar varias horas, mientras yo hacía amistad con Ramón el churrero, propietario de un chiringuito en el Faro, donde vendía churros y chocolate. Al final llegó la cara dura de la inmobiliaria y me dió las llaves del apartamento. Si llega a tardar un poco mas me hubiese ido.
     Fui al apartamento y fue toda una sorpresa, tenía de todo, menos comida, así que como mi familia estaba apunto de llegar, fui a comprar un par de pollos hechos y algo de bebida para que cuando llegaran tuvieran algo que llevarse a la boca.
      La verdad es que a pesar de estar pasándolo bien, no estaba muy a gusto con tanta gente alrededor, así que durante los días siguientes, hubo alguna vez en que me iba solo a pasar el día. Y mas de una noche me fui a dormir a la furgo o la Cala Reona.
     La última noche la pasé en Cala Reona, durmiendo con la puerta de la furgo completamente abierta y durmiendo a pierna suelta

IMG_3409_edit
1. (1024 x 768) IMG_3409_edit IMG_3410_edit
2. (1024 x 768) IMG_3410_edit IMG_3411_edit
3. (1024 x 768) IMG_3411_edit IMG_3412_edit
4. (1024 x 768) IMG_3412_edit IMG_3413_edit
5. (1024 x 768) IMG_3413_edit IMG_3414_edit
6. (1024 x 768) IMG_3414_edit IMG_3415_edit
7. (1024 x 768) IMG_3415_edit IMG_3416_edit
8. (1024 x 768) IMG_3416_edit DSC02946
9. (1024 x 768) DSC02946 DSC02947
10. (1024 x 768) DSC02947 DSC02948
11. (1024 x 768) DSC02948 IMG_3417_edit
12. (1024 x 768) IMG_3417_edit IMG_3418_edit
13. (1024 x 768) IMG_3418_edit IMG_3419_edit
14. (1024 x 768) IMG_3419_edit IMG_3420_edit
15. (1024 x 768) IMG_3420_edit IMG_3421_edit
16. (1024 x 768) IMG_3421_edit IMG_3422_edit
17. (1024 x 768) IMG_3422_edit IMG_3423_edit
18. (1024 x 768) IMG_3423_edit IMG_3424_edit
19. (1024 x 768) IMG_3424_edit IMG_3425_edit
20. (1024 x 768) IMG_3425_edit IMG_3426_edit
21. (1024 x 768) IMG_3426_edit IMG_3427_edit
22. (1024 x 768) IMG_3427_edit IMG_3428_edit
23. (1024 x 768) IMG_3428_edit IMG_3429_edit
24. (1024 x 768) IMG_3429_edit IMG_3430_edit
25. (1024 x 768) IMG_3430_edit IMG_3431_edit
26. (1024 x 768) IMG_3431_edit IMG_3433_edit
27. (1024 x 768) IMG_3433_edit IMG_3434_edit
28. (1024 x 768) IMG_3434_edit IMG_3435_edit
29. (1024 x 768) IMG_3435_edit IMG_3436_edit
30. (1024 x 768) IMG_3436_edit IMG_3437_edit
31. (1024 x 768) IMG_3437_edit IMG_3438_edit
32. (1024 x 768) IMG_3438_edit IMG_3439_edit
33. (1024 x 768) IMG_3439_edit IMG_3440_edit
34. (1024 x 768) IMG_3440_edit IMG_3441_edit
35. (1024 x 768) IMG_3441_edit IMG_3442_edit
36. (1024 x 768) IMG_3442_edit IMG_3443_edit
37. (1024 x 768) IMG_3443_edit IMG_3444_edit
38. (1024 x 768) IMG_3444_edit IMG_3445_edit
39. (1024 x 768) IMG_3445_edit IMG_3446_edit
40. (1024 x 768) IMG_3446_edit IMG_3447_edit
41. (1024 x 768) IMG_3447_edit IMG_3448_edit
42. (1024 x 768) IMG_3448_edit IMG_3449_edit
43. (1024 x 768) IMG_3449_edit IMG_3450_edit
44. (1024 x 768) IMG_3450_edit IMG_3453_edit
45. (1024 x 768) IMG_3453_edit IMG_3454_edit
46. (1024 x 768) IMG_3454_edit IMG_3455_edit
47. (1024 x 768) IMG_3455_edit IMG_3456_edit
48. (1024 x 768) IMG_3456_edit